LAS BATALLAS MÁS DIFÍCILES NO SE GANAN LUCHANDO, SOLO SE GANAN DE RODILLAS ANTE DIOS...


TEMAS QUE PUEDEN INTERESARTE..

Todo aquel que confiese que Jesús es el Hijo de Dios, Dios permanece en él, y él en Dios.

Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo

Claman los justos, y Jehová oye, Y los libra de todas sus angustias.