EL SEÑOR TOMÓ MI LUGAR EN LA CRUZ PARA DARME UNO EN EL CIELO...