CUANDO COLOCAS TUS PREOCUPACIONES EN LAS MANOS DE DIOS, DIOS coloca paz en tu corazón.