...NO HAY PROBLEMA DEL CUAL DIOS NO TE PUEDA SACAR...