PODEMOS HACER NUESTROS PLANES, PERO DIOS DETERMINA NUESTROS PASOS...